DeutschEspañol (Spanish)

Múnich

Múnich, gran ciudad con corazón

Entre BMW y las cervecerías al aire libre, entre el arte, la cultura, la creatividad y numerosos rincones ensoñadores, entre el barroco y la modernidad: no son contradicciones, sino elementos típicos de Múnich. La capital de Baviera ofrece tantos monumentos magníficos que uno no sabe por dónde empezar. Así que lo más importante que hay que traer a Múnich es tiempo.


En caso de que unicamente  disponga de 1-2 horas le recomendamos los siguientes paseos:

Múnich
El centro de Múnich a pie
Desde la Estación de Trenes (Hauptbahnhof) siga hasta Karlsplatz, Stachus como la llaman los muniqueses, una vez allí atraviese una de las puertas de la antigua muralla de Múnich, desde la que hoy discurre la zona peatonal y la calle Kaufingerstraße hasta llegar a la famosa plaza Marienplatz. Allí se encuentra el Ayuntamiento Nuevo de Múnich, de estilo neogótico, que fue construido a finales del siglo XIX. El carillon de Múnich, en la torre del Ayuntamiento Nuevo, suena cada día a las 11 y a las 12 horas (de mayo a octubre también a las 17 horas).
A las 21 horas también se puede contemplar otra version del carillon, el Münchner Kindl (el monje del escudo de Múnich) y el angel de la paz anunciando la noche.
Desde Marienplatz hasta el río Isar y el Museo Alemán de la Ciencia y la Técnología
Deje a su mano izquierda el Ayuntamiento Nuevo y siga hacia el este, cruzando la entrada a la avenida Tal, donde a mano derecha se encuentra el Mercado Viktualienmarkt. En el centro del Mercado hay una cerveceria al aire libre, donde recuperar fuerzas antes de continuar el paseo. Vuelva al Tal y siga caminando hasta llegar a otra de las puertas de la Antigua muralla de Múnich, Isartor, cruce y siga camindo hasta llegar al puente Ludwigsbrücke. La entrada al Museo de la Ciencia y la Técnologia, parada obligada para los amantes de la ciencia, queda a la derecha del puente. Vuelva a Stachus con el tranvía 18 (parada al otro lado del puente) atravesando el barrio de Ludwigvorstadt.
Múnich


Al Parque Olímpico y al edificio BMW-Welt en tranvía.
Si dispone de 4-5 horas, visite el Parque y el Estadio Olímpicos Puede hacerlo comodamente con el tranvía 27 . Tome el tranvía en Stachus y disfrute del trayecto que discurre por el barrio de Schwabing, pasando por los museos de arte: Alte Pinakotek, Neue Pinakotek y Pinakotek der Moderne. Si le interesa el arte, le recomendamos que haga una parada aquí para visitar el Museo Brandhorst, que contiene una interesante colección de arte moderno. Despúes de la visita al museo, seguro que en la cercana Türkenstraße encontrará un café donde descansar un rato. Si le gustan los dulces pida un trozo de tarta para acompañar su té o café.  La reposteria alemana es muy variada.
El tranvía continua por Kürfustenplatz y Nordbad hasta llegar al final del trayecto en Petuelring. Una vez allí, siga a mano izquierda por la calle St.Blasienstraße, hasta llegar al Parque Olímpico. Si quiere visitar el edificio BMW-Welt no tiene más que seguir caminando 5 minutos más, siguiendo por su derecha. Si prefiere visitar el parque, le recomendamos la vista de la ciudad que se ve desde la colina, en días claros se pueden divisar los Alpes.

Excursión al lago Stanberg siguiendo las huellas del rey Luis II de Baviera
Desde Marienplatz o bien desde la Estación Central puede llegar al lago Stanberg en 20 minutos con el tren de cercanias S-6. El rey Luis II de Baviera solía pasar los veranos en el castillo de Berg. En el castillo de Possenhofen, no lejos de allí, la famosa emperatriz Elisabeth de Austria, conocida como Sissi, pasó su infancia en compañia de sus padres y hermanos. Desde la estación de Possenhofen hay una ruta a pie que transcurre entre los pueblos de Pöcking y Feldafing. En la bahía de Feldafing está la Isla de las Rosas (Roseninsel), lugar donde se reunían la emperatriz y el rey bávaro, que estaban unidos por una estrecha amistad, como muestra la numerosa correspondencia que mantuvieron y también algunos poemas. Si dispone de todo un día, no deje de visitar el Castillo de Neuschwanstein en Füssen, que sirvió a Walt Disney de inspiración para el castillo de la película “La bella durmiente”. No le defraudará.


www.muenchen.de
www.mvv-muenchen.de

Traducciones
Visitas a ferias
Intérprete en Múnich
Alemán-Español
Español-Alemán

089-20331969

info@nexospanisch.de
Múnich